Relatos de navegantes

Un argentino en Escocia…

Por Teo Becú – Asociado 191

Por aquí se acaba otra temporada y ya se empieza a sentir ese airecito húmedo del invierno, lindo para sentarse y hacer un resumen de quince años en la isla Skye, en Escocia y mi relación con el velero Chimera.
Teo y el Chimera navegando en Braodford Bay!!!
La Isla de Skye está al NW de Escocia, en el paralelo 57. A la misma distancia desde Ecuador al Cabo de Hornos, pero el clima es muy distinto ya que aquí se siente la influencia de la corriente del Golfo y la nieve no abunda en invierno. Lo que si abunda son las lluvias, unos 3500 mm al año y los vientos. Tenemos cinco horas de luz en invierno y pocas horas de oscuridad en verano, lo cual es formidable para navegar.
La isla de Skye(estrella roja) y el puerto de Portree
Formamos parte del Archipiélago de las Hébrides  que constituyen un lugar fantástico para navegar, dada la cantidad de calas y lugares para recalar a solas o en compañía. Los paisajes son completamente alucinantes y cada recodo del camino ofrece vientos, corrientes y vida silvestre diferente.
Puerto de Portree, “very safe” para amarrar!!!!
Bahía de Broadford, allí vivo, el pico al fondo, es el Benna Callach
 Fondeadero de Plockton
 A la izquierda el castillo de Skye
Cuando llegué aquí hace catorce años, no tenía la menor idea de lo que significaba  navegar, lo había hecho, un poco en verano en el Mediterráneo, donde viví y descubrí bien pronto que no servía para nada mi experiencia aquí. Los vientos son variables, las mareas suben y bajan entre 5,5 y 2 metros dos veces por día y la lluvia se alterna con el sol en contados minutos. Lo que sí sabía es que estaba loquito por navegar,  así que apenas pude me hice socio de un club local, el Skye Sailing Club y me puse a aprender todos lo jueves en un Topper.   
Similar al Heron   
Me compré un barquito clásico,  el Heron, muy gauchito, con su trailer que me permitía ir a diferentes partes de la isla, todo dependía desde donde soplara. Al poco tiempo el Heron, si bien era divertido, me empezó a quedar chico y un día cuando mi mujer se fue a visitar a su familia, fui  y me compré un barco de 21 pies, muy marinerito  él, que vi en el camino al aeropuerto.
En los pontones de Kyleakin con el Chimera
Mi velero se llama Chimera, estaba al costado del camino con carita tristona.  Me salió de maravillas. Nunca pensé que me iba a divertir tanto. Paseos, regatas, hasta llegamos a dormir con mis dos hijos en él. Es el tipo de barco que usó Hellen MacArthur para dar la vuelta al Reino Unido a los  16 años y donde comenzó su fama. Yo en ese momento no lo sabía. Me gustó la formita que tenía. Como las olas de aquí.
Hellen Mac Arthur en la vuelta.
Ya, después con más experiencia y algunos cursos, salí a navegar por otros mares y en toda clase de barcos, por ejemplo, de Yucatàn a  Belice, en el Nutmeg, un Beneteau de 41.7´del capitán Allen Myers, de Cartagena a las islas de San Andrés, en el cata Free Spirit de 51´ donde navegamos algo más de 1000nm, de las islas Canarias a Rio de Janeiro, en el Opus II, un ketch Van der Stadt de 15 mtrs y algunos viajes más……pero mis paseos por aquí,  en Skye, siempre han sido los que más placer me han dado. En un momento dado lo vendí a mi velerito pero luego lo volví a comprar y más me encariñé.  
El de la imagen es el trimaran Telstar “Mistri” de mi amigo Eric, con el dimos la vuelta a Skye el año pasado, este muelle es lo que veo todos los días desde la puerta de mi negocio, con mi familia me dedico a los tejidos CLICK AQUÍ …el mio, no les parece un buen gorro de lana para navegar!!!!
Vista de Plockton
La Bahía de Broadford hacia el Este
Que maravilla…..
Innumerables calas y bahías hemos navegado juntos con mi velero, siempre tán fácil de timonear, es dócil y balanceado y para las regatas, se convirtió el Chimera en una «leyendita» local, metiéndose entre otros barcos al menor descuido, aguantándose los vientos y disfrutando las calmas cuando los hermanos mayores están estancados.
Regata West Highland Yachting Week en Oban, mi hijo y Jaimie
Algunos de los trofeos que nos hemos ganado con el Chimera!!!
Triste me pongo al final de la temporada cuando lo saco del mar y lo pongo en su tráiler, parece una gaviota mojada, fuera de su elemento, pero siempre está la esperanza de la próxima temporada!!!
Saludos a todos desde Skye!!
Teo

PARA LEER OTRO RELATO DE TEO BECÚ CLICK AQUÍ

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba
error: