Relatos de navegantes

Jorge Correa – Tangaroa II Río de Janeiro-Buenos Aires Parte 3

Por Jorge Correa – Asociado 296

Querida tripulación :
Ya dentro de la bahía de Guanabara , nos dirigimos hacia Niteroi. Frente al amable club Charitas, hay dos instituciones prestigiosas del yachting Carioca, son el Yacht Club Brasilero, y el Rio Yacht Club. Cuenta la historia que en la preguerra había en ese lugar un solo club que congregaba a la comunidad náutica Alemana e Inglesa residentes en Rio en la época.
Al estallar la segunda guerra, el club se escinde en dos instituciones que pasan a llamarse el «Club Aleman « y el «Club Ingles«.
Durante la contienda , submarinos alemanes atacan y hunden mercantes brasileros , por lo que una movilización de vecinos termina con la quema del club Alemán.
Reconstruido posteriormente hoy en día tomo el nombre de Yacht Club Brasilero ,y el club Ingles se llama actualmente , Rio Yacht Club . Se encuentran uno junto al otro compartiendo parte de sus instalaciones como varadero y muelle de trabajo .

Tomamos una boya en el ex club Ingles  y a los pocos minutos se nos acerco en bote un socio de nombre Ernesto ( Argentino radicado desde niño en brasil )quien nos presento al gerente del club y se ofreció a ayudarnos en lo que necesitáramos .

Yo , engrasado de pies a cabeza , tenia mas aspecto de mecánico del Turismo Carretera Bonaerense , que de navegante a vela así que con gusto aproveche vestuarios y duchas .Ernesto también nos presento algunas autoridades que eran ni mas ni menos que miembros de la familia Grael… 

Actualmente, los Grael mas famosos son los hermanos Torben y Lars, ambos medallistas olimpicos multiples, Torben fue el skipper del Brasil I en la ultima vuelta al mundo , y ahora esta participando en las preliminares de la copa America ( Louis Vuitton ) , y Lars , luego del accidente en el que perdiera una de sus piernas ,compite en la clase Star regularmente y trabaja en la secretaria de deportes de Rio ( es su titular ) con un proyecto propio para  promocion de la practica de deportes nauticos entre la gente de clases sociales bajas y chicos de la calle , ademas de la creacion de una escuela de artes y oficios navales …

La verdad es que de la misma manera en que otras veces me queje del trato poco hospitalario de algunas instituciones , debo destacar ( nobleza obliga…) tambien ahora como antes en Cabo Frio , la amabilidad de los socios y autoridades del Rio Yacht Club. Nos dieron amarra de cortesia sin preguntarnos cuando nos ibamos , nos ofrecieron las instalaciones sin limites y nunca nadie menciono siquiera la alternativa de cobrarnos .
   
Disfrutamos durante siete dias de un club con caracteristicas arquitectonicas clasicas pero sin lujos , con un «club house «muy parecido a algunas casas del delta con estilo ingles , : mucha madera , barniz tejas y muebles clasicos , adornos de bronce  , modelos de barcos antiguos , y una biblioteca con libros y fotos de barcos clasicos , ademas de una maqueta del «Team Prada « , al que Torben pertenecio en la ultima copa America.

En la darsena se pueden ver entre otros barcos , a seis «Dragones «, en perfectisimo estado de conservacion que pertenecen a miembros de la familia Grael-Smith…
Respecto a las averias del motor , buscando en los catalogos Brasileros , encontre el silenciador con trampa de agua marca Vetus como el que se me habia quemado solo que a un precio cinco veces mayor al que tiene en Buenos Aires , asi que con paciencia , un poco de      maña ,mangueras ,abrazaderas y tubos de inox , volvi a emparchar el escape roto con la esperanza de que me permitiera llegar hasta Angra donde suponia que un herrero que conocimos en el verano y que nos habia hecho un tanque de agua adicional de muy buena calidad y a un muy buen precio , nos fabricara el silenciador en chapa de inox , por una cifra mas apta a nuestros bolsillos .

A esta altura de los acontecimientos,el mundial de football estaba en plena efervescencia y nos toco vivir en Rio,los octavos de final.  La familia Grael-Smith a pesar de sus raices danesas y de la flema britanica que reina en el club,no pudieron escapar a las generales de la ley y como tipicos brasileros disfrutaban de los triunfos de la «verde amarela»tanto como del fracaso de sus rivales ( ni hablar del fervor antiargentino en lo que al football respecta).

Me invitaron a ver Argentina-México en el salón biblioteca, comodamente sentado en sillones de cuero,pero soportando estoicamente las cargadas por lo mal que estaban jugando los argentinos,siempre seguidas por un pedido de disculpas porque:»los Grael-Smith ( decian ) tenemos antepasados aztecas…(ja,ja,ja)

En un pasaje del juego, la television mostro una imagen de Maradona agitando entusiasmado una camiseta de nuestra seleccion lo que desperto en mi inmediato vecino ( un tio de Lars y Torben ) la siguiente pregunta :   «Digame  Sr Jorge, este muchacho aun toma droga,no…Si,( respondi ) y toma de la buena, de la que vende el hijo de Pele….( El hijo del Rey hace mas de un año que esta preso y procesado por narcotrafico, una herida en el amor propio de muchos brasileros que siempre compararon la vida personal e intima del Rey con al del Diego…)

Todos rieron y festejaron la ocurrencia, la esposa del Tio Smith lo tomo del brazo y le dijo:me parece que el argentino se esta enojando….Como un verdadero señorito ingles se disculpo cortesmente, al final del encuentro todos aplaudieron el triunfo argentino y terminamos en el bar tomando cerveza y hablando de barcos.
   
El otro partido, el de la eliminacion contra Alemania lo vi en la calle, las Marias por cabala ( evidentemente inefectiva ) se quedaron a bordo.   
Confieso que nunca en mi vida me senti tan solo como en el momento en que la seleccion argentina quedo eliminada y la gente a mi alrededor festejaba y  saltaba y los autos tocaban bocina. Ademas, tenia la sensacion, de que mi actitud me delataba, era como estar solo en medio de la tribuna de la hinchada rival.
   
Por otro lado, admito que en el fondo de mi ser habia dos cosas que atenuaban mi deportivo sufrimiento, una, el haber perdido por penales y con el dueño de casa, y otra que ( ya me lo habian avisado u poco en broma y un poco en serio ) que no se me iba a ser facil, si saliamos campeones , pasear  una bandera argentina por el litoral brasilero :
   
«-Toda la burocracia se te va a cuadriplicar, algun inadaptado te va a putear y alguna puerta se te va a cerrar, porque aqui el football es asunto de estado….»   nos decia un brasilero veterano en las lides politicas.
   
De hecho, teniamos guardada en una guantera una hermosa bandera de España, que no nos iba a resolver los problemas burocraticos ( en los papeles y para las autoridades,seguiriamos siendo un barco Argentino ) pero en navegacion y en los fondeaderos haria mas discreta nuestra presencia…
   
Si a alguno de ustedes esto les suena como exagerado, le pido que se imagine caminando por la calle Brandsen o alte.Brown en la Boca con la camiseta de River como indumentaria, el lunes posterior a un clasico en el que ganaron los millonarios…    y la verdad es que la euforia, la movilizacion, la felicidad y el pequeño carnaval que genero la eliminacion de Argentina nos hicieron pensar que la opinion de nuestro amigo tenia cierto fundamento… Es mas , como para documentar la opinion , pongo a disposicion de quien lo quiera , unas fotos de una iglesia , que , como es costumbre en muchos lugares , tiene un patio parroquial en cuyas paredes los vecinos pintan coloridos  murales , en este caso , el motivo son unas caricaturas de los jugadores Brasileros festejando sonrientes la  imagen de una bandera Argentina en llamas …( la verdad es que no tuve la oportunidad de conocer al cura , pero mas que bronca , senti lastima por el …)
   
Por esos dias, habia pasado por la region, un frente del sud que habia dejado una «resaca» ( mar de fondo ) que causo multiples daños  en playas y caminos costeros. La ola entraba a la Bahia de Guanabara y el rebote entre costas e islas formaba un mar desarreglado, con trenes de olas que no respondian a ningun patron de frecuencia.
   
Dos dias despues del frente, cuando el viento del este aun no se habia establecido,nos despedimos del gerente del club dejandole un gallardete del Centro de Graduados y nuestro agradecimiento.
   
-«No tiene nada que agradecer (respondio) si no hubo tiempo ni para invitarlo a un asado….»
(Buena gente la del club de los Grael, ojala que ningun «piola» los obligue a replantearse sus solidarias costumbres )
  
El dia en que salimos al mar rumbo a Angra estaba pronosticado un viento del este que en las primeras horas de la mañana no se habia hecho presente, asi que con motor y paciencia subiamos y bajabamos las olas grandes y molestas que aun llegaban desde el sudeste ( en realidad eran las olas las que nos subian y bajaban ya que nos alcanzaban por la aleta de babor)
Un proverbio arabe dice que:»lo que sucedio una vez puede que no ocurra nunca mas, pero lo que sucedio dos veces,sucedera ciertamente una tercera…»
El circuito de refrigeracion del motor habia sido revisado, retire un filtro de agua que tenia una junta rota por la que filtraba aire y por donde suponia que se «despurgaba» el sistema asi que aun con la sabiduria medio oriental en contra,me olvide del tema…
   
A las tres horas de zarpar estabamos apenas a 9 millas de Rio cuando comenzo a soplar el este, al principio como una suave brisa pero en menos de una hora llegaba a casi 25 nudos, con mayor y foque superabamos con facilidad los siete nudos pero con olas que nos desacomodaban constantemente ( esos paquetes fofos que llegan del SE, ahora tenian el alimento de un viento Este que los hacia correr detras nuestro ( y cada tanto alcanzarnos y meterse por la popa ).
Primero tome un par de rizos y la velocidad no bajaba, luego arrie por completo la mayor y el barco dejo de rolar y perdio la tendencia a la guiñada, el timon se puso blando y la navegacion mucho mas comoda ( asi y todo, navegabamos siempre sobre los 6 nudos y a veces tocabamos los siete.)
Mientras yo achicaba  paño , el motor ( fiel a los proverbios ) volvio a recalentar y el silenciador literalmente se derritio.

De todas formas, esa «lestada»no era moco e´pavo y nos iba a meter en la bahia de Ilha Grande directa y rapidamente,como la entrada de un formula 1 a boxes para cambiar neumaticos…
Maria del Mar se asomaba a la escotilla y mirando hacia popa me preguntaba: «No te asustan la olas que vienen ahi?»,  la respuesta mas sincera que se me ocurrio fue:  «trato de no mirar para atrás hija…,trato de no mirar.»
   
Unas pocas horas de concentracion en el timon el compas y el mar alcanzaron para llegar a Ilha Grande , y con el «bonus track «de festejar el triunfo de Francia que cerro la boca a 150 millones de personas ( que va`ce …a veces tambien toca perder…).

Fueron 80 millas por corredera las recorridas entre el Rio Yatch Club y el lugar en el que fondeamos en Abrao, ya era entrada la noche y estabamos cansados , era el 1 de julio, brindamos por el cumpleaños de nuestro querido Carlitos «Charu»Juarez y nos dormimos pensando en que nuestra segunda temporadita en Angra estaba comenzando.
Chau
Jorge Correa 
Maria del Carmen Baltar
Maria del Mar Correa
El Tangaroa dos
Pipa y Nene
 

Desde Abrao-Ilha Grande 21 – 08 -2006 14:13

Querida Tripulacion:
Para el Tangaroa II, tanto de ida como ahora volviendo, Abrao, «capital»de la Ilha Grande,fue nuestra puerta de entrada a Angra dos Reis.
   
Esta vez habiamos llegado sin motor asi que la prioridad era arreglar el escape roto para poder movernos con libertad en una region donde, si algo no sobra es el viento. Fondeamos a doscientos metros de la playa y a la mañana siguiente, mientras preparabamos el mate llego Jeronimo Cattaneo,uno de los navegantes argentinos que vive en la isla,quien ademas de sus saludos de bienvenida nos traia unos panes calientes para completar el desayuno.
   
A jeronimo lo conocimos el año pasado , natural de Villa Gesell pasa los veranos en la costa argentina donde administra una colonia de vacaciones y el resto del año en Abrao haciendo todo tipo de «changas»que van del mantenimiento de posadas a servicios nauticos. Vive en el «Kaya»un barco frances clase «cognac»que compro hace unos años muy deteriorado con la intencion de ponerlo nuevamente a «son de mar»
   
Lo pusimos al tanto de nuestros problemas y comenzamos a pensar juntos en quien podria ( en Abrao ) fabricarnos una pieza como la que necesitabamos  ya que el herrero que suponiamos con posibilidad de hacerla tenia su taller en Frade a una millas al WNW de alli.
Agotado el fuerte viento del este que nos habia acompañado desde Rio volvieron a establecerce los vientos suaves y variables en direccion que en general predominan en la bahia, con el agravante que por la particular geografia de la region ocurre a veces que avanzamos ciñiendo hacia una punta y al virarla esperando filar escotas, nos encontramos con que el viento «dobla»y su borneo nos pone nuevamente en posicion de ceñida, o lo que es peor, proa al viento…..
   
Esto sumado a la posibilidad de tener corriente en contra en algunos tramos del recorrido nos estimulaba a encontrar alguna solucion in situ para nuestro problema.
   
Concluido el desayuno Jeronimo desembarco para regresar al cabo de un par de horas con un silenciador Vetus como el que se nos habia quemado que pertenecia a su barco:  «-aun falta mucho tiempo para que yo vuelva a precisarlo ,cuando llegue el momento vere que hago, por ahora te es mas util a vos y a tu barco…..»   comento Jeronimo con generosidad y sin dar demasiada importancia al asunto.
   
Solucionado el tema del escape y tratando de descubrir el porque de la falla, llegamos a la conclusion de que el motivo por el que la bomba del motor se queda «seca»es porque la toma de agua de casco tiene en su parte interna  una T que distribuye el agua hacia el motor y hacia una bomba electrica que lleva agua de mar a la canilla de la pileta de la cocina. Aparentemente, el uso de la bomba de la bacha ( con el motor en marcha ) resta flujo a la bomba del Volvito ( menos potente ) y deja sin agua al circuito de refrigeracion,lo que agravaria con el barco navegando rapido por un fenomeno de flujo laminar a ras del fondo que tambien disminuiria el ingreso de agua en el sistema.
   
Resolvimos entonces no usar la bomba de la pileta con el motor en marcha y mucho menos con el barco navegando rapido,cambiamos el rotor que parecia reblandecido por el calentamiento al que habia sido sometido y volvimos a tener la sensaion de haber solucionado el inconveniente ( espero que la novela del recalentamiento termine aqui )
Los primeros dias en la isla llovio como en el verano y el recuerdo traumatico de tanta lluvia y tanto encierro me puso ante una crisis de fe que me hizo dudar de mi gusto por esta humeda vida. Afortunadamente al tercer dia ( 4 de julio ) las nubes se marcharon y desde ese dia hasta fines del mes tuvimos sol,clima templado y un contexto metereologico capaz de levantar los animos mas pesimistas.
   
Sabiamos que por esos dias ya navegaban por Angra y sus islas los barcos del crucero de la amistad,lo que nos entusiamaba por la posibilidad de encontrarnos con barcos argentinos y amigos entre sus tripulaciones.
Nuestra idea entonces era pasar la mayor cantidad de tiempo en Ilha Grande,viajando al continente ( unas 13 millas hasta el puerto de Angra )regularmente para hacer provisiones y combustibles. Como dato importante les cuento que los precios de Abrao son entre un 50%y un 100%mas caros que en la ciudad de Angra por que el viajecito bian vale la pena.
   
En nuestra primera ida al continente, nos encontramos con Tito Urrutia del Too Ona y con Guillermo França del Blooper con quienes nos pusimos al dia de las novedades de los ultimos meses, mientras tanto, las Marias y yo planeabamos el festejo de mi cumpleaños 50 hecho que ocurriria unos dias despues , el lunes 17 de julio…
Durante el verano y trabajando en un barco de charter habia conocido un lugar en Ilha Grande denominado Lagoa Verde unas millas al SW de Saco da Longa.
    
Es una pequeña ensenada de aguas claras con una profundidad promedio de unos 6 metros donde no es dificil ver desde el barco estrellas de mar,caracoles y peces de colores.    
En medio de semejante escenario,hay un muelle flotante con una parrilla cuyo dueño,un simpatico gaucho ( natural de Rio Grande do Sul ) prepara unos churrascos famosos en la region.
   
Ya en ese momento habia pensado que era el lugar ideal para pasar un cumpleaños especial y recordarlo el resto de mi vida,asi que el domingo 16 salimos rumbo a Ilha Grande para estar cerca de Lagoa Verde al dia siguiente.    
Mientras estabamos en camino,llame por radio al «Flutuante do Gaucho»para hacer la eventual reserva y nos enteramos que los dias lunes la parrilla permanecia cerrada asi que fondeamos en una ensenada vecina para elaborar un Plan B….
   
Fue alli que descubrimos que era tal nuestra conviccion respecto a lo inicialmente planeado que teniamos el barco absolutamente desbastecido y que las posibilidades alternativas grastronomicas iban de unos tallarines con manteca  o salsa de tomate a unos huevos fritos con arroz,comidas mas que aceptables en cualquier fecha del año ,pero poco significativas para conmemorar medio siglo de vida…
   
El lunes 17 despues de recibir las felicitaciones de la tripulacion y un par de patas de rana como regalo,salimos de Sitio Forte ( lugar donde habiamos fondeado ) sin tener decidido donde y como hariamos el festejo.
   
Como un equipo de football que se juega el partido en el ultimo minuto del descuento lo que obliga al arquero a cruzar el campo e intentar cabecear un corner en el area rival, Maria del Carmen me sugirio:  «-porque no retrocedemos tres millas hasta Lagoa Verde, tal vez al Gaucho le hicieron una reserva importante despues de nuestro llamado,y se decidio a abrir….»
El dia era espectacular entre 28 y 30 grados la temperatura y sin un rastro de nubes en el cielo asi que valia la pena el intento.
   
Al llegar ,la parrila estaba cerrada y por su muelle caminaba Walther,el cocinero que durante los dias de descanso hace tareas de mantenimiento y cuidado del lugar.
Mi « preguntonta« no se hizo esperar:
-«Hoy no trabajan,no?»
-«Asi es,pero si desean,pueden amarrar y permanecer aqui»(respondio Walther)
-«No, no queremos amarrar,queriamos comer»
-«En ese caso, les puedo preparar algo…»
Al instante vire y amarre el Tangaroa dos , al desembarcar me acerque y le comente:
-«Hoy es mi cumpleaños numero 50, hace meses que planeamos pasarlo aca, cualquier cosa que nos ofrezca se lo agradecemos de todo corazon.»
-«Ah!!!!…si es asi deje todo en mis manos…»
Inmediatamente se retiro y volvio con impecables gorra y chaqueta blanca, armo una mesa en el centro del deck , puso musica, me obsequio con una caipivodka y el «flutuante do gaucho» permanecio abierto solo para nosotros…
Estrene las patas de rana buceando con Maria del Mar entre el aperitivo y el almuerzo, comimos carne con salsa de cebollas, una especie de salchichas a la pomarolla, arroz, feijao y ensalada, firmamos el libro de visitas, nos sacamos fotos con Walther y como postre tuvimos el arribo de un grupo de delfines que paso muy cerca nuestro rumbo a mar abierto… flor de cumpleaños…
Por la noche,los llamados telefonicos de Charu Juarez, Claudito Gimenez y Fernando Valdes le dieron un digno y nostalgico final a mi dia.
   
Dos dias despues se reunian en Abrao  los barcos argentinos y hacia alli rumbeamos para saludarlos y despedirlos antes de su zarpada a Rio de Janeiro.
El miercoles 19, un rincon de la ensenada de Abrao parecia la barra de San Juan en Semana Santa, el Gipsy Wind, el Horizonte, el Lujuria, el Gringo, el Telemaco, el Winner, el Prometeus, el Shinda, el Susurro, el Strega II , el Super Bebe y el Quo Vadis junto al Tangaroa II nos hacian sentir como en casa y solo faltaba el Mana de Carlos Pompillo,que con Luis y Lea del Kiwi como tripulantes habian salido el dia anterior rumbo a la capital carioca.
   
Siempre pense que Angra es para los navegantes rioplatenses una especie de meca a la que todos debemos peregrinar nauticamente al menos una vez en la vida. El encontrarme con viejos conocidos y amigos como Marcelo de Luca o Juancito Pellegrini o ex-alumnos como Osvaldo Neira me llenaba de felicidad por poder compartir ese momento y ese lugar con el mismo estilo y con la misma gente que en Riachuelo o en Colonia.

Brindamos por las millas navegadas y por el exito del crucero, merito de los capitanes y en especial de Carlos Salvoechea y sus «tres marias» ya que el esfuerzo organizativo por ellos desarrollado se reflejaba en la alegria y camaraderia que reinaba.
   
Carlos me regalo un gallardete y una botella de vino con el logo del crucero y nos invito a participar de la pierna Angra-Rio pero la verdad era que aun teniamos muchos rincones por descubrir en la Bahia asi  que declinamos la invitacion y nos despedimos con la esperanza de encontrarnos nuevamente en algun lugar de «la bajada».
Al momento en que esto escribo,nos encontramos en Bracuhy,dedicamos los ultimos dias a realizar un tratamiento»cosmetico»al Tangaroa II y pensamos permanecer aqui hasta fines de Setiembre,al clima y al paisaje no se les puede pedir mas……..
Chau
Jorge Correa
Maria del Carmen Baltar
Maria del Mar Correa
El Tangaroa dos
Pipa y Nene


25 de agosto de 2006 14:06


Queridos amigos de los foros : en los ultimos dias recibi el apoyo de innumerables colegas navegantes respecto al episodio con el Sr Ortiz de Roza y mis relatos .
Les agradezco infinitamente las expresiones de aliento , y les comento que seguramente en forma apresurada le manifeste al señor Ortiz de Rosa ( si es asi como se llama ) que no mandaria más mis relatos a los foros .
 Mis padres me enseñaron a mantener la palabra empeñada , asi que pido disculpas pero continuo con la desicion de no mandar ese material ,aunque me honra seguir perteneciendo y participando de los foros. Si cambiara en mi actitud pareceria uno de esos funcionarios que amagan renunciar solo para que le pidan que no lo haga y poder continuar con mas poder que el que tenia …
Me encanta difundir lo que hacemos entre mis pares asi que a quienes me escriban se los continuare mandando a sus casillas privadas.
Sin mas …aca termina la polemica ( al menos para mi ) , un fuerte abrazo para todos…
Jorge Correa 
Maria del Carmen Baltar 
Maria del Mar Correa 
Pipa , Nene , y El Tangaroa dos

20 de septiembre de 2006 12:22

Querida Tripulacion:
En los meses de julio y agosto, se estaciono sobre la region un centro de alta presion que afortunadamente se negaba a retirarse y rechazaba mar adentro a todo frente del sud que osaba asomarse mas al norte de Sta.Catarina.
   
Pasaban los dias y las semanas y se sucedian los amaneceres claros y los atardeceres rosas,la temperatura fluctuaba entre los 20/22 grados por la noche( lo suficientemente baja  como para dormir comodos ) y los 30/34 grados durante el dia.
    
Ahora ( ya setiembre ) que la primavera esta asomando al litoral carioca y las lluvias comenzaron a hacerse mas frecuentes,adoptamos la siguiente metodologia:  el primer y el segundo dia de mal tiempo,lo bancamos a bordo y fondeados en donde nos encontramos en ese momento, al tercer dia ( si no mejora ) rumbeamos para la marina de Bracuhy a
satisfacer nuestros mas bajos instintos, como por ejemplo, bañarnos
con una buena ducha de agua caliente, enchufarnos a 110 volts y ver
television, y usar agua a voluntad y sin racionarla.
   
El lugar es reparado, lindo, los empleados y vecinos son simpaticos y hospitalarios, el precio ( 10 U$S diarios para un 30 pies
como el nuestro ) sin ser un regalo, hace que sea una buena alternativa para cuando el tiempo no ayuda.
    
Aprovechamos tambien esos dias para hacer un poco de provisiones, combustible, agua y levantar y contestar los mails de manera que cuando el sol dice presente salimos con el barco en condiciones de autoabastecerse por unos diez dias aproximadamente.
   
Desde que comenzamos a planear el viaje decidimos que nuestra filosofia seria el pasarla bien o por lo menos lo mejor que
pudiesemos, esto significa que no nos privamos de nada al menos en el aspecto alimenticio  .
    
Maria del Mar toma leche chocolatada y gaseosas,come galletitas y golosinas de 1ra calidad, Maria del Carmen y yo tomamos cerveza, jugos y cada tanto un vinito y todos incluidas las gatas,comemos lo que nos
gusta sin repetir el menu a lo largo de los siete dias de la semana(por supuesto que de comer afuera , ni hablar ). Por eso tomamos
muy en serio esto del abastecimiento que para nosotros va mucho mas alla de un poco de leche,arroz y agua potable.
   
Un dia que haciamos compras en el Pirata´s Mall nos encontramos con Gabriel  Buduba y Sra,quien con unos alumnos de su escuela de timoneles habian alquilado dos barcos y nos sumamos al grupo un par de dias adoptando la metodologia de navegacion del charter, esto es, navegar de dia en busca de una playa o ensenada de interes y luego elegir por la noche un fondeadero seguro donde valga la pena amanecer al otro dia.
   
Cuando Gabriel y su grupo volvieron a Buenos Aires continuamos la costumbre y alcanzamos nuestro record de pasar 12 noches consecutivas en distintos lugares cada una de ellas.
   
Como ven y segun les conte en otros relatos,nada de lo que hacemos merece figurar en el LIbro Guiness ( lo aclaro para aquellos que no frecuentan los foros nauticos porque en estos dias recibi un mail de un señor de apellido patricio manifestando su desagrado por la difusion que se da en los mismos a una travesia de tan poco valor deportivo…)  En realidad , lejos estoy de sentirme un emulo de Paul Cayard ,y me considero mucho mas cerca de ser un «patachero«que extendio sus fronteras un poco mas alla del Delta , Colonia , o Riachuelo…
   
De hecho,estamos disfrutando tanto en esta segunda estadia en Angra que  ahora mas que nunca tomaron fuerza dos sensaciones: una, la nostalgia de no tener cerca a nuestros amigos para compartir un poco de esta vida con ellos,y otra la conciencia de lo perecedero  de este estado ya que estamos volviendo…
   
A pesar de ello, en una de nuestras incursiones en tierra firme nos enteramos via mail que una tia abuela de Maria del Carmen que
habia cumplido 98 años en mayo pasado, por obra del destino no iba a esperar nuestro regreso…
  
 La angustia que nos invadio al tomar conciencia que no iba a haber un nuevo cumpleaños es otra muestra del precio que debemos pagar para llevar adelante este estilo de vida y de como la realidad nos cobra un alto arancel a cambio de sus servicios….
   
Desgraciadamente, el recuerdo de la «Poro»quedara en nuestros corazones como unos de los momentos amargos del viaje…
Hablando un poco de temas tecnicos les cuento que el Tangaroa II cuenta con dos enrolladores en proa, en uno esta envergado un genoa 3 de paño grueso que se banca»todo»y en el de mas a proa una vela de gran superficie, puño alto y confeccionada con tela de spinaker de 1,5 onzas de corte trirradial(algo asi como una cruza de reacher y asimetrico) que nos preparo Marcelo de Foxtrot velas y que nos viene siendo de gran utilidad cuando Eolo trabaja a desgano.
   
Esta ultima vela por carecer de proteccion U.V.tiene una funda que se iza con la  driza del spinaker.
   
La driza se me escapo de las manos un dia de viento y se solto…habia que subir al palo a pasar el cabo por el moton  nuevamente . Por ese entonces,una tendinitis en mi brazo derecho ( segun mi mujer por intensa actividad «rascatoria»de mis partes pudendas ) me imposibilitaba trepar aun con la ayuda de Maria del Carmen ya que el molinete del palo no tiene reduccion,motivo que
tambien me impedia subirla a ella.
   
En uno de nuestros encuentros con Amyr Klink y su familia en Santos habiamos visto como el famoso navegante brasilero subia a sus hijas al tope del palo del Paratii y ante la demanda de Maria del Mar por imitarlos prometi que lo hariamos en la primera oportunidad en que se justificara …asi que uniendo promesa con necesidad mas el entusiasmo de nuestra hija , decidimos que fuese ella quien realizara la tarea.
   
Le colocamos un arnes y la guindola, la amarramos a  las dos drizas restantes y con un cabo a modo de retenida para que no balanceara y para facilitar el descenso posterior , una pequña practica en cubierta y….alli fue…
   
Dos intentos fueron necesarios para lograrlo , mientras tanto yo no podia ni mirar para arriba …concluida la maniobra , Maria del Mar orgullosa , recibio una paga equivalente a lo que hubiera cobrado  internaron unas horas en terapia intensiva por un cuadro de « embolia aguda con baba paterna…«
La mayor parte de los articulos escritos acerca de la bahia de Ilha Grande , hacen referencia a la usina atomica, y yo no voy a ser la excepcion a la regla , aunque me voy a permitir dar « una vuelta mas de tuerca «al asunto….
   
Existen en efecto , no una sino dos centrales nucleares( Angra 1 y Angra 2 ), instaladas al sur de Frade , sobre la costa en el
continente , a pocos metros de la ruta BR101.
   
De mas esta decir que no resulta agradable fondearse en la isla de Sandri ( un lugar de una belleza fuera de lo comun ) , y tener como paisaje la imagen del reactor a dos millas al NNE, menos agradable aun es ver en esa misma isla y en muchos rincones de la bahia , pequeñas instalaciones protejidas con un alambre tejido que albergan sensores
de actividad radioactiva, o escuchar de boca de alguinos navegantes locales que el agua de la ensenada de Piracuara de Fora , es mas caliente en unos grados que lo habitual porque alli se descarga el agua que refrigera el reactor ( en esa misma ensenada funciona una marina frecuentada por funcionarios y tecnicos de las usinas ).
   
Pero ( siempre hay un pero …) todo discurso ambientalista que se esgrima ante un poblador de la region , y en especial ante los de mas bajos recursos ,choca con una realidad :
En la usina trabajan tecnicos e ingenieros europeos ( especialmente Alemanes e Italianos )que viven aqui con sus familias.Para ellos y tambien para los funcionarios Brasileros se construyo un condominio ( especie de barrio cerrado )que cuenta con un moderno hospital de mediana complejidad ,y una escuela ,ambos con un elevado nivel de eficiencia profesional y esmerada atencion .
   
Uno y otro , ofrecen sus servicios gratuitos a toda la poblacion del area por lo que muchas familias Brasileras de escasos recursos ,gozan de un nivel de asistencia en salud y educacion con estandares mas altos que el comun para la salud y la educacion publica al que no hubieran accedido si la usina no existiera…
   
En fin …toda moneda tiene dos caras …Un dia mientras comiamos un pescadito en la isla de Sandri , un humilde pescador nos comentaba mientras nos mostraba el sensor de radioactividad :
« yo se que un accidente nuclear dañaria mucha gente , pero no es algo comun , y probablemente no ocurra nunca porque los controles son muy estrictos, por otro lado , si el hospital no existiera , mucha gente ya hubiese muerto incluso chicos , por falta de atencion y de enfermedades comunes y corrientes…«    

Que tal …?   nuevamente , que cada uno saque sus conclusiones  …

La ultima semana de  Agosto nos encontramos con Ricardo Puente del « Eclipse«, un Victory 34 del club Barrrancas , Ricardo me presto unas revistas Timoneles ( ya estamos extrañando las publicaciones nauticas Argentinas ), y leyendo un reportaje a Pepe Frers me entere que el «Tiburon« , fue uno de los participantes de la primer regata a Mar del Plata ,junto con el «Fjord II`, el «Ingrid«, y el « Fram «.
   
Como les contaba unos meses atras ,hemos tenido el honor de compartir mas de una cena en la cabina del Tiburon con su capitan , Roberto Salas , decano de los navegantes Argentinos en Angra, doce veces ( en realidad once y media) este glorioso doble proa , vino y fue desde y hacia Mar del Plata , hasta que Roberto decidio quedarse a vivir en Bracuhy, el mismo nos conto que nuestro conocido «Hormiga Negra«navego este barco , y que uno de sus dueños Carlos Ezcurra fue quien lo apodo de esa manera dato que corrobora Hernan Alvarez Forn , en la dedicatoria de  su « Nauticomio«.
   
Haber conocido al Tiburon , que sin duda ya forma parte de la historia de la nautica Argentina , y escuchar anecdotas de boca de su capitan es un pequeño ciclo de extension cultural que suma a nuestro aprendizaje.
   
Y hablando de aprendizaje ( y como para ir terminando ) , en una comunicacion telefonica con Charly , tio de Maria del Mar y actual capitan del Tangaroa uno , al enterarse de la subida al palo de su sobrina comento : -«despues de todo esto , vayan pensando como van a hacer para sentar a esta niña en un pupitre frente a un pizarron el año que viene …«
  
Seguramente no va a ser facil para ella (tampoco para nosotros ) retomar una vida «comun y corriente «en una gran ciudad como Buenos Aires , pero creemos que la experiencia bien vale la pena el esfuerzo de readaptacion.
   
A esta altura de su vida  ( en octubre cumple 6 años ) Maria del Mar ha vivido mas de 4 años a bordo , ha concurrido dos años al jardin de infantes antes de zarpar , y al regresar contara con dos años viajando de puerto en puerto por el litoral sur Brasilero.
   
Mas alla de las habilidades nauticas y marineras que incorporo ,ha aprendido a hablar otro idioma con fluidez , conocio gente muy diferente a ella , frecuento amigos infinitamente mas pobres y otros infinitamente  mas adinerados que ella , comio otro tipo de comidas , escucha y canta otro tipo de musica ,conocio primero y aprendio a ignorar  despues ,diferencias de clase social ,cultural ,religion , y color de piel…en fin , un orgullo para sus padres …demasiado poco para el señor de apellido patricio…
   
Hasta pronto.
Jorge Correa, Maria del Carmen Baltar, Maria del Mar Correa, Pipa y Nene, El Tangaroa dos

Desde Ubatuba – Volviendo 06 – 11 -2006 18:26
Cuenta la leyenda que Angra dos Reis es el lugar donde se sepultan muchos sueños de vuelta al mundo, y aca voy a evitar cortesmente cualquier referencia personal por temor a que alguien se ofenda , pero hemos conocido a mas de un navegante con infulas transmundistas que sucumbio al canto de las sirenas angrenses…
   
Nosotros mismos que teniamos claro que nuestro destino era quedarnos por alli , cuando fue el momento de zarpar alargabamos la despedida y nos prometiamos semana a semana que ibamos a partir…y no cumpliamos.
   
La Bahia de Angra parece ser algo asi como el triangulo de las bermudas  pero con buena onda…
   
Quienes «sufren»las consecuencias del atractivo de la region pero no entregan sus ideales son Webber y Miriam , un matrimonio de «gauchos»de Porto Alegre. Salieron de sus pagos en el 2000 y tardaron 6 años en llegar hasta Angra ( nos gusta compararnos con ellos porque asi nos da la impresion de que vamos rapido ) , y les aseguro  que su actitud y su planificacion los excluye del grupo de los que solo sueñan…
   
Su barco, el «Acaua»es un Brasilia 32 ( un equivalente aqui de nuestro Plenamar 30 ), y esta dotado de tecnologia, autonomia y comodidades como para permanecer largos periodos lejos  de un muelle o una marina.
   
Forman parte de su equipo: corredera, ecosonda ,piloto  automatico, radar ,GPS , plotter, telefonia celular, television con DVD e internet a bordo, gran capacidad de combustible y circuito de agua caliente presurizada ( para nosotros, algo asi como una nave espacial…) todo sin dejar de lado una maniobra casi perfecta en su simplicidad y de notable robustez.
   
Cuando veniamos subiendo, ya nos habian hablado de ellos ya que en cada lugar que visitaron hicieron amigos por su especial sensibilidad y simpatia.
   
Amigos de nuestros amigos, con ellos intercambiamos informaciones y asistimos a mas de un evento que Weber junto a los integrantes de la ABVC(Asociacion Brasilera de Velejadores de Crucero ) organizaban ,( fundamentalmente asados regados por hectolitros de cerveza,vino y whisky)
   
La filosofia de Webber es que al puerto que dejan por la popa ya nunca mas vuelven, y asi, si los dioses del mar los acompañan, probablemente completen una de las vueltas al mundo mas lentas de la historia de la navegacion deportiva…, pero la completaran…
   
El Acaua ademas, lejos de aburguesarse en un medio que tan poco exige a los materiales, se muestra siempre a son de mar y dispuesto a subirse al proximo frente para seguir rumbo al norte.
Situacion muy diferente a la de otros barcos que, poco exigidos y con el minimo mantenimiento necesario como para navegar dentro de la bahia, no se ven en condiciones adecuadas como para enfrentar una navegacion de altura.
   
Que se entienda bien, de ninguna manera me arrogo el derecho de juzgar quien puede y con que, salir a navegar, de hecho, yo mismo sufri en carne propia a los opinologos que me visitaban alla por el año 1991 en el varadero del Yatch Club San Isidro para asegurarme que si intentaba cruzar el Atlantico con un Tauro 5,80,me iba a ahogar sin remedio…
   
Mas creo que hay dos o tres  puntos respecto a la virtudes que un barco debe tener para asegurar por lo menos parte del exito de una travesia ; casco y cubierta estancos y resistentes,maniobra y arboladura simple  fuerte y segura y una minima habitabilidad  ya son un buen comienzo para mi .
   
Hablando de barcos en condiciones tecnicas de surcar oceanos,  ya que citamos al Acaua y mostrando la otra cara de la misma moneda, viene a cuento una anecdota que me llego de boca de Webber respecto de Eugeny, un ruso que un par de años atras ,completo la vuelta al mundo en un barco de 3,50 mts de eslora que el mismo construyo en el balcon de su casa ( de alli sus medidas ) y que contaba con una tecnologia y una habitibilidad realmente «minimalista».
   
Cuando Eugeny llego a San Franciso ( estado de Santa Catarina ) ,Webber,que se encontraba en ese puerto, junto con un grupo de solidarios navegantes del lugar organizo un agasajo luego del cual les fueron ofrecidos al «ruso» regalos de todo tipo.
 Uno de los navegantes le ofrecio un motor fuera de borda que Eugeny rechazo amablemente con el siguiente comentario: «un motor requiere combustible, se descompone, es un problema mas a bordo…no gracias»…parecida respuesta recibieron quienes le acrecaban algun aparato electronico o de precision. Solo acepto con alegria una navaja a la que considero muy util para su vida a bordo. 

Las autoridades de la capitania dos Portos ( el equivalente a nuestra prefectura ) le ofrecieron como presente ,la posibilidad de realizar una llamada desde el destacamento hacia su pais para contactarse con sus familiares y alli fueron el ruso y todos los navegantes que lo acompañaban.
   
Eugeny tomo el telefono y marco el numero correspondiente mientras decenas de personas esperaban dentro y fuera de la oficina de guardia para asistir al dialogo entre el y sus seres queridos. Finalmente, la comunicacion se hizo efectiva y el navegante homenajeado dijo algo asi como: «Estoy al sur de Brasil, en America, me encuentro bien…adios….»…y corto.
   
Ante el estupor general, quien oficiaba de traductor le explico nuevamente que podia hablar todo el tiempo que quisiera,que de eso se trataba el regalo..la respuesta fue: «-Si,comprendi bien,eso es todo lo que tenia que decir gracias…»
   
Un verdadero ejemplo de anticonsumismo que demuestra ( como dice el circunnavegador Ricardo Cufre ) que lo que cuenta en esas travesias es la «eslora interna»del capitan en cuestion y no el tamaño del barco o el dinero invertido en costosos equipos.
   
Entre asados y tallarineadas se fue pasando el invierno,que aca se viste de primavera y llego la primavera con el disfraz de otoño que ya le conociamos del año pasado.
   
Nuestra ultima etadia en Bracuhy se prolongo por doce dias,durante los cuales llovio casi ininterrumpidamente y con temperaturas mas bien bajas para lo que estamos acostumbrados, asi que, convencidos de que ese era el momento de cumplir promesas y zarpar,esparamos la primer ventana de buen tiempo con el barco amarinado y los tanques llenos.
   
Mientras esperabamos comenzamos lo que se podria llamar el «zafarrancho de despedida» y digo zafarrancho porque era una especie de practica,de entrenamiento,que funcionaba mas o menos asi: Cuando nos encontrabamos con alguno de nuestros amigos le deciamos :»-Che,vamos a hacer una cena de despedida porque ya nos estamos yendo…» pasada la cena el comentario era»-Bueno,igual,no nos despidamos ahora, porque aunque sea una vez mas nos vamos a volver a ver…»
   
Muchas veces ocurrio que ese otro encuentro no fue posible,lo que aminoro un poco el esfuerzo por despegar.
   
Guillermo França, el uruguayo del Blooper que nos habia conseguido trabajo en el verano, habia decidido seguir viaje rumbo al norte. Con la compania del «Pepe» ( un amigo de Montevideo ) amarinaron y partieron rumbo a Ilha Grande a esperar el primer frente.
   
Si alguno de ustedes se los cruza en algun puerto, acerquense a tomar unos mates con ellos, porque Guigui y el Pepe son dos tipos que vale la pena conocer.
   
Nobleza obliga, a modo de pequeño reconocimiento, recuerden estos nombres:
Tito Urrutia, un carpintero de los que no existen y mejor persona aun, lo van a encontrar en el canal de Bracuhy a bordo del Too Ona.
               
Hector,un argentino, gerente de la marina de Frade, siempre dispuesto a dar una mano a los que navegan, puede gestionarles una boya donde amarrar y facilitarles agua y sanitarios.
   
Para los que vengan sin barco,,tiene un 23 pies muy coqueto y bien armado que alquila por 1/2 dia o por dia completo.La señal distintiva de la marina es Eco 47 y opera en el canal 68.
                
Anibal Supisiche y su perra Resta, santafesino y ex-capitan del Nordeste es otro de los decanos de la region. Actualmente recorre la bahia en su trimaran,»Kotoko»,sabe «todo»de Angra y su gente, es superservicial y puede, desde asesorar respecto donde comprar mas barato, hasta recomendar un dentista.    Nuestro agradecimiento  por su ayuda.
Por ultimo, Haroldo y Marli del velero Mate, son dos brasileros jubilados que despues de navegar todo el litoral del pais,»vagabundean» segun gustan decir con un 30 pies por la bahia.
   
Haroldo es un verdadero maestro en temas tecnicos y siempre fue un gusto escucharlo y aprender de sus consejos.
   
El miercoles 27 de setiembre el viento sud que llevaba soplando varios dias,borneo al SE y luego se establecio con cierta intensidad del E, el cielo se abrio y nos dieron «campana de largada».
   
Mientras Webber y Miriam nos despedian desde el espigon,el Tangaroa dos  dibujaba su ultima estela en aguas de Angra ( por lo menos en esta etapa de nuestras vidas ) apuntando su proa hacia la ponta da Joatinga y con la mente puesta en Ihla Bela 80 millas mas adelante.
   
La resaca del viento sur dejo una ola que hacia muy incomoda la navegacion aun dentro de la bahia, las primeras 20 millas navegadas alcanzaron para que Maria del Carmen y Maria del Mar se marearan con sintomatologia completa…  Faltaban 60 millas para Ilha Bela y 35 para Ubatuba y me parecio que no valia la pena el sacrificio. Decidimos una escala tecnica y entramos en Saco de Mamangua ( fiordos de Paraty ) donde pasamos la noche esperando que al dia siguiente disminuyera el tamaño de la ola.
   
Durante esa noche,el viento aumento su intensidad por lo que en la mañana del jueves 28 cuando salimos nuevamente a mar abierto,la ola tenia un componente mas Este pero no mostraba cambios en su tamaño. Diez millas mas adelante, entre Ponta da Joatinga y Ponta Negra,el rebote del agua contra el continente armaba un mar alto y desprolijo que nuevamente volvio a castigar los estomagos de las tripulantes.  Al salir de la zona de influencia del cabo,la navegacion mejoro y Maria del Mar se repuso rapidamente,pero Maria del Carmen no podia con su maltrecho tubo digestivo, entonces, hacer un stop en Ubatuba se convirtio en una buena opcion,las Marias se recuperarian,y yo evitaba navegar de noche en una region donde el año pasado enganchamos una red de flote deficientemente señalizada.
   
Hablando del tema con un pescador amigo nos conto que,en las areas donde se pesca con red de flote, se largan las redes a la caida del sol y se recogen al amanacer ( de dia no hay redes flotando en el mar ) ,pueden tener entre uno y otro extremo hasta 3 millas y estan señalizadas con una luz estroboscopica blanca  en un extremo , una roja en el centro y otra blanca al otro extremo.  Permanace unida por un cabo corto ( 100 mts ) a la proa del barco de pesca que siempre esta a sotavento de la red.
   
El pescador me contaba tambien que cuando la red no esta señalizada adecuadamente,los tripulantes del barco estan atentos a las luces de cualquier  embarcacion que se acerque,y rapidamente van a avisarle del peligro de engancharse. Muchas veces  le ocurrio que los capitanes de algunos veleros al ver acercarse un barco  de pesca a gran velocidad huyen por temor al robo y hasta ha llegado a escuchar disparos de arma de fuego.
   
Esta explicacion me sirvio para dos cosas,una para entender porque los tripulantes del barco al cual le enganche una red mal señalizada,me puteaban por llevar las luces de navegacion apagadas,y otra para pensar en una anecdota que escuche mas de una vez : «-veniamos navegando de noche a 20 millas de la costa y de repente un barco de pesca se nos venia encima,asi que cambie el rumbo 90 grados, prendi el motor y me raje «a fondo», por las dudas con un arma que tengo a bordo dispare dos veces al aire para que supieran que yo no jodo…» probablemente , la maniobra no era otra cosa que prevenir al navegante de la presencia de artes de pesca en las cercanias.
   
De una u otra manera,el consejo que me dio fue : cuando veas en la proa un barco de pesca deriva y dejalo a barlovento… y si lo tenes en la amura de sotavento,busca las luces estroboscopicas o ante la duda,mejor derivar un par de millas que quedarse enganchado en medio de la noche .
   
Las 35 millas hasta Ubatuba , fueron tan rapidas y placenteras como una ida a Colonia un dia de viento norte y rio bajando , con el sol en el horizonte , fondeamos al reparo de la «Ilha Anchieta« a una milla de Saco da Ribeira .
   
Al amanecer del otro dia los signos de un frente cercano eran evidentes , con la idea de estar mejor protegidos entramos dentro de Saco y tomamos una boya , a las pocas horas soplaba del sud y llovia copiosamente ( cuando no en Ubatuba) . Nos quedamos un dia y medio al borneo para seguir viaje en cuanto pudiesemos pero llovia cada vez mas, soplaba del sudoeste ( exactamente contrario a nuestro rumbo ) y , por localizacion geografica , por lo protegido de su puerto , por los precios de las amarras  etc. era mucho mejor negocio esperar la mejoria del tiempo en Saco que forzar una navegada de 20 millas para despues esperar en Ilha Bela.
   
Ademas , dejamos muchos amigos en Saco da Ribeira y a esa altura de la cuestion , varios barcos de pesca nos habian reconocido al pasar mientras estabamos en la boya amarrados , y nos sentiamos en falta si no los visitabamos .
   
Sabiamos que eso implicaba un retraso en nuestros planes pero el fin era noble ….nos esperaban las discusiones politicas de Yamandu , la amabilidad eterna de Elaine , la hospitalidad de Mabel y Paulon , las mateadas con Federico , los pescadores y sus familias, los empleados de la marina ,la sra. Odette … 
   
Era el ultimo dia de Octubre soltamos la boya , entramos en la darsena de la fundacion «Florestal «, nos amarramos junto a uno de los pesqueros ( el «Sarandi«), y preparamos nuestros estomagos para los churrascos y las cervezas que habrian de venir…
   
Hasta la proxima…
Jorge Correa 
Maria del Carmen Baltar 
Maria del Mar Correa 
Pipa y Nene
El Tangaroa dos 

Desde San Francisco do Soul 
Querida Tripulacion:

Habiamos llegado a Ubatuba ( Saco da Ribeira ) cuando corrían los ultimos dias de setiembre y nada había cambiado en la marina de la Fundación Florestal, salvo las autoridades que nos atendieron tan bien o mejor que hace un año cuando pasamos por ahi.
 
«Infelizmente»como dicen los brasileros , tampoco el clima había cambiado , desde nuestro arribo , una lluvia persistente nos recordaba que, a esta altura de los acontecimientos, la mayor ( tal vez la única ) desilusión del viaje fue el clima , probablemente nuestro entusiasmo y el lugar común de pensar en Brasil en función de las playas y el sol , no nos dejaron ver lo evidente que es : que en Brasil llueve…,y en general esta región llueve mucho, en días y en cantidad de milímetros, más del triple de lo usual en el Río de la Plata.
En las casas de deportes, en los polirubros, en las librerías, en las jugueterías y hasta en las casas de naútica se venden paraguas y pilotos.
 
Nos llamaba la atención tanto acá como en Angra , ver barcos de charter cuyos tripulantes en medio del diluvio saltaban al agua con máscaras y snorkel y bajaban a las playas y trataban con la mejor predisposición de aprovechar los días de alquiler de la embarcación ya que puede ocurrir que si uno se queda esperando que mejore el tiempo, corre el riesgo de tener que volver a Buenos Aires sin salir de la marina…
Habiámos recibido un llamado de Calitos «Paul Cayard» Zaccari contándonos que tenía unos días libres entre el 13 y el 17 de octubre y un pasaje de avión a San Paulo además de ganas de navegar unas millas en el Tangaroa II, nos pareció adecuado esperarlo en Ubatuba para bajar con el hasta Santos, vía Ilha Bela ( 90 millas ).
Los días de espera hasta su llegada nos mantuvieron ocupados con nuestra «agenda social», Yamandú y Elaine y sus amigos ( ahora también nuestros )Paulão y Mabel , nos ocuparon con eventos gastronómicos variados, además de las mateadas con Federico ( el electricista uruguayo ) y las visitas de pescadores y el personal de la marina que nuevamente nos hacían sentir parte del «barrio’.

Un día antes de la llegada de Carlos , el tiempo dio una mejorada por lo que, el viernes 13 al mediodía cuando el ómnibus que lo traía de San Pablo lo dejó a unas cuadras de la marina, el Tangaroa II ya se encontraba amarinado y en condiciones de zarpar. 
En general , los franceses tienen por cábala o tradición no salir los dias viernes ( mucho menos el 13) , el Tangaroa II con sus dos bandas de color amarillo ( color yeta para algunos ) ,con una gata negra a bordo,con el espejo del baño roto ( el de mirarse cuando uno se peina , no el de popa…),y dos de los juguetes preferidos de Maria del Mar con forma de conejos , acumulaba ya suficientes «amuletos negativos»como para agregar un nuevo «factor de riesgo» , así que planeamos la partida para el día siguiente…
El sábado 14 temprano nos despedimos de los vecinos, dejamos a las Marias con Paulão en cuya casa esperarían por nuestra llegada a Santos y salimos de Saco con un viento suave del NNE que nos hacía caminar a modestos pero cómodos cuatro nudos rumbo a Ilha Bela.

A primeras horas de la tarde con la corriente del canal de Sao Sebastian corriendo de Norte a Sur entramos al Yatch Club de Ilha Bela y tomamos una boya con la idea de permanecer sólo unas horas, recorrer un poco la villa, tomar una caipirinha frente al mar, cenar, descansar un poco, dejar la marea crecer y luego con la bajante volver a salir para seguir con rumbo sur.

Teníamos una ligera sensación de derroche porque de los cuatro días de cortesía que el club otorga para utilizar sus lujosas instalaciones sólo íbamos a aprovechar unas pocas horas.
Salimos a las 02.30hs con corriente de bajante y una brisa que se afirmaba desde el Ne ,a un promedio de 5 nudos con un cielo y un mar que daban para el disfrute, entre música y llamadas a Núñez por Nextel para saludar a los amigos del club nos fuimos acercando al que debe ser el puerto de mayor movimiento comercial del Brasil.
En Santos nos esperaba Jorge «Caprice»Gonzalez, quien con su pareja Denise preparaban su nuevo barco, el «Jangadeiro», un chapón de dos palos de 15 metros de eslora, para bajar juntos unas millas hacia el sur.

Ellos que se encontraban trabajando en una marina aprivada ( astillero Supmar ) de Guarujá nos habían conseguido una amarra en un muelle cercano para que los acompañáramos mientras terminaban con el alistamiento de su barco.
El 31 de octubre festejamos el sexto cumpleaños de Maria del Mar,con una fieta que Denise organizó a bordo del Jangadeiro con globos, torta , cotillón, invitados ( familiares y amigos de empleados del astillero ) y juguetes de regalo, y los primeros días de noviembre empezamos a consultar pronósticos a la espera de condiciones adecuadas para navegar hasta San Francisco.
Acordamos salir juntos rumbo a Sao Francisco do Sul (190 millas entre muelle y muelle ) con una variante en las tripulaciones: las Marías viajarían en el Jangadeiro con Jorge y Denise, y yo en solitario en el TangaroaII .
El motivo era que María y María del Mar viajaran un poco más cómodas en un barco de gran porte en comparación con el nuestro ( sabía que si la experiencia las entusiasmaba me iba a ver en figurillas para agregarle 20 pies al Tangaroa II…)
Cuando el Jan

El mar estaba alto y uno de los mercantes portacontenedores que se encontraba fondeado en las afueras del canal, rolaba como nunca había visto.
Un par de millas más adelante el Jangadeiro rompió una de las correas del motor, una de las bombas de agua dejó de funcionar y volvimos para reparar y volver a salir al día siguiente .
24 horas después con el viento ya más firme del E y un mar más ordenado pusimos rumbo 220*y empezamos a descontar millas.Con genoa 3 y mayor con 2 rizos el Tangaroa II navegaba a un largo y no bajaba de los 5 y 1/2 nudos.El barco iba derecho y si bien hubiese aguantado bien a la mayor completa, la pérdida de 1 nudo en velocidad bien pagaba la comodidad con que nos movíamos. A poco de salir , el Jangadeiro con genoa y mesana me paso con buena velocidad y se perdio en el horizonte a mi proa.

A las 12 horas disminuyo la intensidad del viento y antes de las 20 horas se convirtió en una brisa, aún así en las primeras 24 horas navegamos más de 100 millas,al Jangadeiro yo lo suponía bien cerca del destino.
El segundo día fue de calma solo interrumpida por alguna que otra brisa de costa que no nos permitían superar los 3 nudos, el motor no ayudaba mucho ,así que me llevó 30 horas más recorrer las 9 millas restantes.
Al llegar me entere que el motor del Jangadeiro había presentado inconvenientes que impidieron su uso por lo que tardaron casi 48 horas para cubrir el trayecto .
Sao Francisco, por su proximidad con otros puertos y fondeaderos mas conocidos ( Itajai 40 millas , Paranaguá 36 millas , Porto Belo 54 millas , Ganchos 67 millas , Florianópolis ( Jureré ) 73 millas ) no es demasiado frecuentado por barcos argentinos pero les aseguro que vale la pena visitarlo.
El museo del mar tiene una colección de embarcaciones que resumen la historia naútica del Brasil ,su director Marcio y sus funcionarios ( desde Neia en la entrada hasta los encargados del bar Tulio y Roberta ) hicieron lo posible para hacernos sentir como en nuestra casa.

Se construyeron vestuarios y se organizó una pequeña marina ,dos de cuyos usuarios : la familia Pastorello del velero Leviatan y Marcelo del Talha Mar nos recibieron con los brazos abiertos y nos prestaron una boya donde amarrar.
El mayor inconveniente de este lugar es que viniendo del sur, la entrada implica navegar por un canal boyado, con un codo a babor que nos hace casi invertir nuestro rumbo para pasar entre la isla y el continente y navegar aguas arriba aprox.10 millas e internarse en la Bahía de Babitonga.
Ni el año pasado subiendo, ni ahora bajando , nos permitimos conocer bien los rincones de la bahía. El mal tiempo, las necesidades del barco, los trámites burocráticos y, llegado el momento, el apuro por irnos, nos mantuvieron entretenidos y nos obligan a prometernos que tenemos que volver pronto, la distancia, la gente y la ciudad lo merecen.
Para todas las entradas a puertos que no conocemos, además de la carta( tengo que admitir que estamos «flojos»de cuarterones ) ,utilizo como base el derrotero de Marçal Ceccon, un brasilero que dio la vuelta al mundo en un chapón de 42 pies y que escribió una pequeña guía/derrotero del litoral brasilero.
Tengo que admitir que el derrotero de la marina brasilera lo utilizo sólo en la entrada y salida de grandes puertos comerciales ( Río Grande , Santos , Río de Janeiro ) la guía de Marçal Ceccon ( vamos a llamarla guía así nadie se ofende ) es para mí excelente , con un equilibrio justo entre precisión y simplicidad.
Una noche en Santos, en el barco de Jorge el Jangadeiro, compartimos unas pizzas con Marçal que estaba pintando su barco en el mismo astillero y que es un tipo simpático y comunicativo.

Durante la charla elogié su guía y sentí verdaderos y cholulos deseos de ir a buscarla y llevarsela para que me la autografiase…cuando recordé con verguenza que era una fotocopia de la original que me había prestado Juan Carlos Soneyra un tiempo antesde salir ( Gracias Juan , me fue de gran utilidad ) , y ,por si eate relato llega a manos de Marçal ,de manos de algun amigo Brasilero de la ABVC , mil disculpas de mi parte para el , y prometo no fotocopiar nunca mas un libro de nautica…
Chau , continuamos mas al sur…
Jorge Correa
Maria del Carmen Baltar
Maria del Mar Correa
El Tangaroa dos
Pipa y Nene

Desde Florianopolis 04 – 01 -2006 17:44

Querida tripulacion:

Aun con el cariño de la gente del museo, nuestros dias en Sao Francisco no fueron tan felices como los vividos cuando subiamos en julio del 2005.
Regina y Mira , las empleadas del bar en ese entonces , que me despidieron llorando emocionadas cuando entro el frente y parti, no pasaban por el mejor momento de sus vidas … , Regina , desempleada y con los problemas economicos y de subsistencia que afligen a millones de Brasileros … y su ex compañera Mira , aun peor , cursando una etapa avanzada de una grave enfermedad…

Estabamos tristes , el clima no ayudaba ( en una semana no vimos el sol ) , y otros amigos de nuestra visita anterior tambien soportaban problemas laborales y familiares que nos impedian disfrutar de su compania como hubieramos deseado.
Era 4 de Diciembre cuando temprano por la mañana pusimos proa hacia Porto Belo ( 70 millas incluida la salida de Sao Francisco)

Cubrimos el trayecto en aproximadamente 16 horas , con poco viento al principio, que fue luego aumentando gradualmente y que se nego en intensidad y direccion a 10 millas de Caixa daço.
Al llegar nos volvimos a encontrar con algunos barcos del «Crucero de la amistad «que venian bajando : el Lujuria , Super Bebe , y Telemaco .A una milla , frente al Iate Clube de Porto Belo , tambien nos esperaba el Jangadeiro ,cuya tripulacion , Denise , Jorge y su madre , soportaron estoicamente mi mal humor de esos dias en que , en la Argentina ,Boca Juniors perdia un campeonato imposible…
 
Bajamos unas millas mas hasta Ganchos para buscar un alojamiento donde las Marias pudieran esperar hasta mi llegada a Rio Grande ( Ganchos no es un lugar turistico por exelencia como P.Belo , y pensabamos que seria mas facil encontrar lugar y por logica , mas barato…)

Un «ex-amigo« argentino ,residente del lugar , nos ofrecio ( sin que se lo pidiesemos ) , su casa ,asi que comenzamos los preparativos para la etapa siguiente con la conviccion de tener el problema solucionado.
Horas antes de mi zarpada , nuestro «ex-amigo«, se acerco a manifestarnos la imposibilidad de cumplir con lo ofrecido , lo que nos obligo a suspender la partida .
 
Bajamos un poco mas hasta la ciudad de Florianopolis y tomamos una amarra en el Iate Clube Veleiros da Ilha ,una institucion amigable con un personal competente y siempre dispuesto a brindar su ayuda , buenas instalaciones , y un precio mucho mas accesible que lo que estabamos acostumbrados a pagar por una marina con luz , agua , y vecinos con buena onda.
Las fiestas ya estaban cerca y , como ocurre para estas fechas , la capacidad hotelera estaba agotada y conseguir pasajes se estaba tornando un problema.

En Floripa encontramos al Nativo , un 34 pies de acero diseño de Roberto Alonso , un barco que conozco desde hace mas de 15 años y que siempre me gusto.
A quien no conocia era a su capitan , Luis Dafunchio , con quien compartimos mates , vino , champagne y horas de charla y reflexion sobre politica , historia y ,( por supuesto ) barcos , escuchando a la Negra Sosa , Teresa Parodi y Los Clachaleros….un gusto la compañia de Luis y una suerte haberlo encontrado.
Entre mate y mate una tarde me conto que la chuvasquera rigida del Nativo habia pertenecido al Lainakea de Jorge Wodzak , lo que me recordo una anecdota : la tarde en que llegamos a Fernando de Noronha durante el cruce del Atlantico con el Tangaroa, llamamos a Noronha radio para pedir ayuda para entrar al puerto del archipielago…ante nuestra incapacidad para hacernos entender por el operador , una voz con acento porteño entro en la frecuencia y nos tranquilizo diciendonos que si identificabamos con una luz bien visible a nuestro barco ( estaba anocheciendo ) el , via VHF nos indicaria la forma de entrar.

Concluido el practicaje radiofonico nos indico que nos acoderaramos a su barco, una goleta de acero inmensa en comparacion con los 19 pies del Tangaroa.
El barco era el Lainakea y nuestro practico Jorge Wodzak quien con su mujer Clara subian rumbo al Mediterraneo .
En el Lainakea dimos nuestros primeros pasos sobre una distancia de mas de 3 metros despues de 26 dias de navegacion oceanica.

A la mañana del otro dia , bajo su chuvasquera , tomamos mate y hablamos del mar , de viajes y de barcos.
Un mes antes de cumplirse 15 años desde esa fecha , volvi a matear bajo su sombra…los barcos tienen esas cosas…
Cuatro dias antes de la nochebuena llego el Azimut , Jaime Quetglas y sus tripulantes le pelearon 9 dias al Nordeste desde La Paloma y fue un regalo de Navidad que el Tangaroa II y el Azimut volvieran a ser vecinos de amarra como en el centro de Graduados.

Como venian las cosas,no daba para viajar antes del 24 asi que decidi esperar a Papa Noel junto con mi familia , dejar pasar un frente que se esperaba para el 25 de diciembre y luego antes de fin de año ( si conseguiamos un hotel para las Marias ) rumbear para tierras gaúchas.
LLamamos por telefono a nuestros amigos Daniel y Maria Jose , residentes de la ciudad de Rio Grande quienes nos ofrecieron su casa , compramos pasajes para el dia 28 , amarinamos y preparamos las mochilas de las chicas.
Sobre el 28 de diciembre y su significado para mi,charlamos cuando llegue a Rio Garnde…..Chau , hasta latitud 32….

Jorge Correa
Maria del Carmen Baltar
Maria del Mar Correa
El Tangaroa dos
Pipa y Nene


Desde Rio Grande 19 -01 -2006 00:43

Querida Tripulacion:
El dia 28 de diciembre de 1991 Alejandro Garvie y yo nos encontrabamos en Mindelo, capital de la isla de San Vicente, archipielago de Cabo Verde dispuestos a zarpar en el Tangaroa rumbo al NE brasilero.
Habiamos salido de Canarias ( las Palmas ) el 11 de ese mes y despues de 13 dias de navegacion llegamos a Cabo Verde entre la Nochebuena y la Navidad ( algo asi como 900 millas ).
Nuestra intencion de salir el dia anterior ( viernes 27 ) fue desalentada por un frances y su mujer tripulantes de un gran barco de acero y respetuosos ambos de las superticiones pasadas por agua.
Al fin, con el alisio soplando fuerte el sabado 28 de diciembre de 1991 el Tangaroa salio rumbo al cruce….
Tres dias despues ( 31 de diciembre ) por la tarde, mientras Alejandro planeaba la cena de fin de año, sentimos ruido de agua suelta en la sentina, levantamos el piso y la probamos…era agua dulce…uno de los dos tanques de goma de 70 litros se habia roto y solo recuperamos unos pocos en botellas y algun que otro envase.
Nos quedaban 70 litros del otro tanque, lo recuperado del tanque roto ( 10 litros) ,y unos bidones sueltos que habiamos cargado en Canarias…en total unos 100 litros.
Tardamos 22 dias mas en llegar a Fernando de Noronha, de los cuales 4 fueron de calma casi total, un par de grados al norte del Ecuador.

Nuestro calculo inicial era de 3 litros/dia ( 1,5 litros dia/persona ) por lo que esos 100 litros significaban 33 dias, (suficientes aun para la modesta performance del Tangaroa)
Al momento de nuestro encuentro con el Lainakea en Noronha, nos quedaban un poco mas de 10 litros de agua.
Ese fin de año fue especial, aun con el disgusto del agua perdida tomamos un champagne y festejamos fin y comienzo que calculabamos con exactitud para nuestra longitud del momento, y que solo compartimos con algun barco que en ese instante navegara sobre nuestro meridiano…
Sabiamos que el resto del mundo habia festejado antes o festejaria despues, pero ese fin de año era solo del Tangaroa , Alejandro y yo…

Con semejante recuerdo a cuestas, bien valia la pena convertirlo en cabala, zarparia de Floripa el 28 aun a riesgo de pasar fin de año en el mar para lo que me procure una botella de buen champagne.
Eran las 11 de la mañana cuando el Tangaroa II y yo ( con Pipa y Nene de pasajeras ) salimos por el canal sur de la isla de Florianopolis.
Pasada la punta de Naufragados recibimos el viento del NE con una intensidad de 15 nudos ( un lujo!!!! ) mas con ola remanente del SE que golpeaba y mojaba un poco.Con mayor con un rizo y genoa 3,el promedio de velocidad no bajaba de los 4,5 nudos y al cumplir las primeras 24 horas de navegacion,la corredera marcaba algo mas de 110 millas.
Por la tarde del segundo dia el viento aumento en intensidad ( pasaba los 20 nudos) , lo que obligo a tomar otro rizo y enrollar «un pelito»el genoa.
A la caida del sol de ese segundo dia el viento y la ola llegaban por la aleta de estribor, y eran todos para mi, con rachas de mas de 25 nudos el barco navegaba a buena velocidad aunque con largos zig-zags que les imprimia»Don Raul»,el piloto automatico….

Para entretenerme, lo desconecte y tome el mando para ver cuanto mas de velocidad le sacaba al barco timoneando «finito»… la verdad es que con mucha concentracion y esfuerzo apenas obtenia algo mas de medio nudo de ventaja y ademas me daba cuenta que mis correcciones anticipandome a la ola generaba sobre las palas un esfuerzo mayor que la que soportaban con el piloto automatico que por su lentitud de reaccion, primero «lo deja ir» y luego «lo trae» lentamente.
Poniendo en la balanza de un lado el mayor riesgo de roturas y por el otro mi comodidad, aun perdiendo un 15 % de la velocidad, decidi tomar un libro,descansar en una cucheta y dejar el trabajo para el piloto automatico.
Al anochecer ( 21 hs aprox. ) el viento aumento y Don Raul comenzo a tener problemas para llevar el barco derecho. Me parecio que, de tocar la mayor deberia arriarla, en cambio , si enrollaba «un pelito» mas el genoa, sin mayor esfuerzo solucionaba el problema….

A las 11 de la noche me di cuenta que me habia equivocado, aparecieron los 29 nudos que promeria el wind guru, las olas eran mas grandes, llegaban por la aleta de babor y hacian navegar al Tangaroa II a mas de 7 nudos, cada tanto el barco descendia una ola surfeando y levantado bigotes de agua a ambas bandas aun a mas velocidad.
Pero lamentablemente por momentos todo esto tan bonito no sucedia, el piloto «se dormia»,el barco se cruzaba y alguna ola lo cacheteaba con bastante violencia.

Yo que evaluaba todo esto acostado en una cucheta decidi levantarme para que el acostado no fuese el Tangaroa dos…
Creo, en funcion de la experiencia que tengo con mi barco, que lo correcto hubiese sido arriar la mayor y eventualmente regular con el enrollador, la superficie velica en proa…
Me equivoque nuevamente, me parecio mas divertido y emocionante timonear, que ir al palo y arriar la vela mayor, despues de todo, ya habia pasado la media noche y pensaba esperanzado que «siempre estos vientos calman antes de clarear»
Despues de un par de horas al timon, me comia mas palos que « Don Raul«, no daba la impresion que el viento fuese a disminuir en fuerza y yo ya estaba cansado, dormido ,y mojado…y sin otra laternativa que ir a arriar al pie del palo…
En el cambio de guardia entre yo y Don Raul, me descuide y una trabuchada violenta corto la retenida y arranco unos garruchos al tope de la mayor.

Bueno…ya mas cagadas no podia hacer…mentalize la maniobra , puse el barco a la capa y alli fui.
Al volver al cockpit deje solo una pequeña porcion de genoa expuesta al viento, con lo que el Tangaroa II comenzo a navegar en buen rumbo y a 5 nudos, las olas seguian siendo grandes pero ahora Don Raul se las arreglaba bastante bien.
Me cambie de ropa, ajuste el timer para que me despertara cada 30 minutos y trate de descansar.
Al tercer dia ( 31 de diciembre ) calmo hasta soplar apenas una brisa,y yo sacaba cuentas para ver si me daba el tiempo como para llegar a Rio Grande y pasar fin de año con las Marias.

A las 10 de la noche estaba a 6 millas de la farola de la escollera Este , de alli hasta el club hay mas de 13 millas, era evidente que no llegaba ( la velocidad del Tangaroa apenas superaba los 3 nudos )
Prendi la radio en canal 16 para escuchar y transmitir saludos cuando fuesen las 24 hs a alguna estacion costera o algun barco que me quisiera responder , y a los 5 minutos entro un llamado dirigido al Tangaroa II, al responderle, el operador me informo que estaba en la frecuencia una persona que queria modular para mi…emocionado escuche la vocecita de maria del Mar y luego la de Maria que querian saber donde me encontraba.

El cambio de año me encontro justo entre las dos escolleras… solo me distraje un momento para comunicarme con las Marias que estaban en la casa de Daniel y Maria Jose nuestros amigos «gaúchos«con una estacion de VHF y me dispuse a navegar las 10 millas que me faltaban para llegar al puerto viejo(sede del museo y del Iate clube ).
La corriente de bajante tiraba mas de 2,5 nudos y, con los 7 h.p.del Volvito (de los que ya deben quedar menos de 5), el Tangaroa dos no pasaba de los dos nudos de velocidad efectiva .
A las dos de la madrugada, volvio a soplar el NE ya con mas fuerza , lo que me ayudo en un principio porque con motor y un poco de vela , en una ceñida cerrada pude subir unas tres millas mas ( casi la mitad del recorrido hasta el club).
En un lugar determinado , el canal toma rumbo NNE , y se angosta por lo que la corriente aumento y a pesar de mis esfuerzos ( y mis puteadas…) entre borde y borde , unos 15 minutos hacia un lado y otros 15 de vuelta , solo avanzaba la mitad de la eslora de un portacontenedores que se encontraba amarrado en uno de los muelles …( en el mejor de los casos, unos 500 metros por hora….)
Lo mas aconsejable hubiese sido virar 180 grados y salir al mar nuevamente para seguir rumbo a la Paloma , pero salvo mi cansancio , el mayor problema era que ya habia cortado mi contacto con las Marias hasta el dia siguiente en que nos encontrariamos en la ciudad , no tenia forma alguna de comunicarles un cambio de planes , las estaciones costeras no contestaban mis llamados , y si salia rumbo a la Paloma sin avisar a nadie , al dia siguiente se desencadenarian una serie de eventos familiares y publicos al notar mi ausencia , y no estaba seguro de poder luego lograr una comunicacion que evitara la alarma …

Ante el temor de cometer una irresponsabilidad cambiando de planes sin poder informar, decidi literalmente seguir «contra viento y marea « , total , que podia pasar si ya estaba dentro del puerto…
Y me equivoque nuevamente…cansado , fumando un cigarrillo tras otro segui dando bordes dentro del canal hasta un lugar donde el espacio entre pares de boyas es mayor , entonces puse el bidata en la funcion sonda con los numeros grandes e iba chequeando la profundidad , que no bajaba de los 12 a 13 metros ( profundidad que coincidia con lo indicado en las cartas).
En un momento , ya cerca de la virada , siento que el barco toca en el fondo , instintivamente cambio de rumbo para salir pero el Tangaroa estaba «recontra varado«…no podia ser… , la ecosonda seguia marcando 12,5….(me puse los lentes para ver mejor…) 12,5…Volts!!!!!!!!! No lo podia creer , el display estaba en la funcion voltimetro!!!!!, siiii, siempre es posible hacer una cagada mas…..

El viento continuaba soplando , la marea seguia bajando ,ya no por causa de la luna sino por el NE que saca el agua de la Lagoa , a las 4 de la mañana estaba con menos de 1 metro de agua ( el Tangaroa dos cala 1,70 ), y como venia la cosa , me iba a quedar a vivir alli un tiempito…
La unica alternativa era llamar a la capitania con la esperanza que con alguna embarcacion de apoyo me sacaran .La primera respuesta del suboficial de guardia fue que si podian reunir una tripulacion ( recordemos que eran las primeras horas del 1 de Enero ) mandarian una embarcacion para retirarme junto con mis efectos personales , que la funcion de ellos era proteger mi vida y no mi barco…respondi que yo de ninguna manera corria peligro , que no pensaba desembarcar ,pero que temia tener que quedarme talves dias en esa posicion hasta que entrara un sur que hiciera crecer las aguas lo suficiente como para salir …la verdad , entre la bronca y los autorreproches , no daba para discutir el tema y me sente a esperar el amanecer.
Unos minutos despues de las seis de la mañana se acerco una lancha de la marina Brasilera , con cuatro tripulantes . Con la mejor cara de «yo no fui« , sali a cubierta esperando ver caras adustas de quienes son procurados en un momento tan especial por la torpeza de un navegante ( para colmo extranjero…), y me encontre con cuatro tipos tranquilos y amables cuyas primeras palabras fueron : « Feliz ano novo , fica tranquilo , voçe ya esta en casa…«( feliz año nuevo , quedese tranquilo que ya esta en casa…) .
 
Mas alla de habernos comido muchos sapos despues de pasear la «celeste y blanca « en el stay de popa durante estos dos años , es una suerte poder escribir esto y emocionarme igual que en el momento en que me sucedio.
Lejos de ofrecerme desembarcar, uno de los tripulantes me lanzo un cabo y despues de algunos intentos , zafamos de la varadura por lo que les pedi que me dejaran alli , fondearia y esperaria mejores condiciones para seguir …se opusieron ( supongo que temian que yo siguiera cometiendo errores en forma serial …) y se ofrecieron darme un remolque hasta el club.
Al llegar no aceptaron de ninguna manera retribucion de mi parte y solo pude ( con mucho esfuerzo ) lograr que aceptaran el champagne que cumplio esa noche una funcion muchisimo mas noble que la que le estaba encomendada.
Esa mañana me encontre con las Marias y con todo el cariño que conociamos de la gente de Rio Grande , era verdad , estabamos en casa…

Con el mayor de los agradecimientos a la Capitania de Rio Grande , un abrazo y hasta pronto…chau
Jorge Correa
Maria del Carmen Baltar
Maria del Mar Correa
El Tangaroa Dos
Pipa y Nene


Desde Buenos Aires

Querida Tripulacion:
Despues de mi accidentada llegada del lunes 1 de enero se comenzaron a suceder los encuentros con los afectos Riograndenses : el asado en Sao Jose do Norte en la casa de playa de los padres de Daniel, el encuentro con Angelica del video club, los muchachos del ciber cafe y las navegadas con Joao y Nazare en el Freedon, quienes hasta tuvieron la delicadeza de regalarme un cd de Gilberto Gil que hacia tiempo que buscaba sin exito por cuanta disqueria pasaba.
Nos habiamos prometido navegar «al acecho», esto es partir con el primer NE que se presentara…y nuevamente nos prometimos y no cumplimos porque los primeros dias de enero soplo NE todo el tiempo mientras haciamos sociales.

El dia 11 aproximadamente, agotada nuestra agenda social , preparamos el barco y un dia despues cuando el viento del Sud del ultimo frente roto al ESE( soplando aun con intensidad ) sali rumbo a La Paloma donde algunos de ustedes nos esperaban para darnos la bienvenida en aguas Uruguayas.
El rumbo desde la salida de Rio Grande hasta un WP frente a Albardao con un margen de seguridad de 5 millas de las costa era de 200*, el viento, a un descuartelar y la corriente remanente que tiraba fuerte y perpendicularmente hacia la costa apenas me permitian una derrota en ese sentido y me faltaban 66 millas…

Pense que si Eolo se me negaba un poco mas en direccion o aumentaba en intensidad, corria el riesgo de pasar a formar parte de la lista de ilustres barcos que terminan varados en estas anchas playas…,y como yo, en cuestion de cagadas prefiero la exclusividad , vire 180* y me volvi silbando bajito para el Museo Oceanografico.
La verdad es que no se si acerte en la desicion o no porque en los dias posteriores las condiciones metereologicas casi no variaron…..hasta que entro nuevamente el sur.
Por esos dias, una draga estaba contratada para mejorar la profundidad del canal de ingreso al club y la del muelle del museo por lo que se nos pidio,( hasta ese momento permaneciamos amarrados al muelle del museo )que nos trasladaramos a una amarra dentro del club y asi lo hicimos.

El dia lunes 15 el NE canto presente y al soltar amarras nos enteramos que por la disposicion de los caños de la draga solo podian salir del club barcos con menos de 1,30 mts de caldado, mas que insuficiente para los casi 1,70 mts del Tangaroa II …
Una semana despues, cuando la draga libero la salida ( dia 22 de Enero ) el viento , siguiendo su regimen habitual volvio a soplar del sur y nos condeno, ya bien contra nuestra voluntad, a seguir presos en la amarra del Yatch Club.
Con mis amigos esperandome en La Paloma y nosotros dependiendo del plan operativo de la draga, tengo que admitir con verguenza que la situacion logro que aflorara lo peorcito de mi temperamento, pase ( como dice Enrique celesia en su «Orza Vito» ) ,del cielo al infierno en un abrir y cerrar de ojos y mi ofuscacion y mis rabietas hicieron las «delicias» de quienes me rodeaban , y el coloquial «Tudo bem?»con que la gente se saluda se encontraba con mi gelido «tudo mal»que brotaba espontaneo fruto de mi mal caracter por esos dias.
Que sirvan estas lineas como un pedido de disculpas para todos aquellos con quienes no me pude disculpar personalmente porque casi todo el mundo desde las autoridades del club al personal de la draga hicieron todo lo posible para permitirnos salir sin lograrlo ( uno de esos dias ,el remolcador de la draga intento sacarme, fabricando con su helice un canal y con el quillote enterrado 40 cm en el barro, maniobra de la que desistimos cuando los timones del Tangaroa II comenzaron a clavarse en el fondo haciendo peligrar su integridad )

Debo reconocer que , de los pretextos esgrimidos hasta ahora para no salir de un puerto, este fue el mas original o por lo menos el mas logrado.
En esos ultimos dias de Enero, llegaba a Rio Grande el Nativo del ( ahora mas en confianza ) «Tano»Dafunchio.
Resolvimos salir juntos para La Paloma el 1 de febrero ( fiesta de Iemanja )para aprovechar los efluvios de la Sra del Mar y fundamentalmente , para aprovechar un joven viento del Este que prometia bornear al NE y mantenerse unos dias.
Joao Reguffe del «Freedom»se ofrecio como tripulante para realizar su primer experiencia con un velero en aguas abiertas, y la verdad es que me alegraba contar con su compania .
El 31 de Enero fue nuestra ultima noche en tierras Brasileras , unos socios del club , Rogerio , Ademar , y Luis , nos ofrecieron un asado de despedida , que fue una sencilla pero emocionante despedida y a media mañana del dia siguiente el Tangaroa II y el Nativo salieron del club y un poco despues del mediodia dejabamos atras las farolas de la entrada del puerto.

Tardamos 54 horas en cubrir el trayecto hasta La Paloma de algo mas de 200 millas.
Durante las horas de la mañana, la calma nos obligaba a prender el motor que, con corriente en contra apenas nos permitia avanzar a menos de 2 nudos, por la tarde el Ne nos hacia mejorar el promedio y por la noche, debido a las condiciones metereologicas imperantes ( cielo absolutamente diafano y descubierto,y mucho calor ) el terral se hacia sentir en la franja costera de las 20 millas ( distancia de la costa a la que navegabamos ) y el Tangaroa II IIegaba a promediar entre 6 y 7 nudos con facilidad en un mar planchado e inofensivo.
En las ultimas millas de navegacion en aguas brasileras,unos 10 delfines nos salieron a despedir cortandonos la proa y haciendo piruetas a ambas bandas y en los atardeceres la luna llena relevaba por el este al sol que se escondia por el oeste…

La primer noche durante mi guardia prendi la Spica ( siiii, una vieja spica de los años 60 ) y entraron bien fuerte y claro dos estaciones AM Argentinas, me encontraba exultante, a los gritos intente despertar a mi tripulante que parecia poco interesado porque continuo durmiendo placidamente.
Oir voces conocidas me llenaba de alegria y hasta daba para elegir el perfil ideologico a escuchar porque se trataba de dos emisoras con linea editorial bien diferente….( se que al leer esto muchos de ustedes estaran pensando que en un par de meses todo el fervor patriotico que en ese momento me desbordaba se habra diluido y estare pensando en como rajarme de nuevo…ya veremos …disfrutemos el momento que en dos años fuera aprendimos a extrañar unas cuantas cosas…)
Sin duda, fue una de las navegaciones mas placenteras de todo el viaje, Joao fue un tripulante excelente , sin necesidad de establecer guardias rigidas en horario, el Tangaroa II navego siempre con una derrota vigilada y tanto en mis turnos como en los de mi compañero trimamos velas como para obtener del barco su mejor rendimiento.

Al llegar a La Paloma ya nos esperaban las Marias con Charly y comenzaron los reencuentros….
Un dia despues llego el Isla Soledad, un Limbo 21 de Juan Cruz y Federico y el Gin Tonic de Mariano de quienes nos hicimos amigos mientras nos tomabamos la primera de un lote de botellas de cachaça que trajimos de recuerdo.
Cinco dias despues,el Tangaroa II con tripulacion completa : Maria del Carmen , Maria del Mar , Pipa , Nene , yo , Charly de tripulante estrella y el Isla Soledad con Juan Cruz Y Federico , zarpabamos de La Paloma con destino a Arroyo Rosario ( nosotros ) y Buenos Aires ( el Isla Soledad ).
 
Un viento del ENE fresquito, nos llevo rapido hasta Punta del Este. Al pasar Gorriti y poner la proa rumbo a Piriapolis, el viento primero se calmo y luego entro con regular violencia del SE , con dos manos de rizo y genoa 3 navegabamos a mas de 6 nudos con ola grande y una lluvia torrencial, a las 2 horas roto al E y aumento en intensidad . El Rio de la Plata nos estaba dando una buena paliza y parecia querer decirme : «-Me podes decir donde te habias metido durante todo este tiempo….? – Ahora vas a ver lo que te pasa por irte sin avisar…»
El barco se habia tornado indocil, la corredera superaba los 7 nudos y apuntabamos a un WP al sur de la isla de Flores con buen respeto a esta y al banco ingles.

Decidimos con Charly correr a palo seco, enrrollamos genoa y arriamos mayor, aun asi no bajabamos de los 5 / 5,5 nudos de forma que 20 horas despues de nuestra salida de La Paloma , navegabamos frente a la ciudad de Montevideo .
Desde alli , una brisa del Norte nos acompaño hasta arroyo Rosario , el nuevo boyado y el conocimiento de Charly del lugar nos permitieron entrar pasada la medianoche y fondear a metros de la casa de famoso «Angelito».
Charly desembarco para volver a La Paloma por tierra , nosotros cumplimos con el «sacrificado» deber de comer un asado preparado por el dueño de casa , y seguimos rumbo a colonia …

Era el Lunes 12 de febrero y pensabamos quedarnos en Colonia unos dias .
Durante la semana , nos llegaron noticias ( por boca de Gustavo Maure que paso con su Pandora rumbo al este ) que algunos barcos del club vendrian a Colonia para adelantarse en la bienvenida , pero , la mañana del Viernes , con un tiempo realmente «aspero» con lluvia y mucho viento ( que duro todo el Viernes y el Sabado ) me hicieron pensar que solo alguien que valorara exesivamente mi amistad podia dejar la comodidad de la amarra para largarse a cruzar el rio…
«Mis amigos son unos atorrantes …» decia Serrat , y yo agregaria : «y locos y buenos navegantes…» , porque , el Excalibur , El Romeo y el Yijuca ,con : «Charuto»Juarez , Carlos «Cayard» Zaccari y Martita , Juan Carlos Antico, «Fer» Valdez y Monica ,Sergio Ventura , Marcelo Azoray y Claudito Gimenez , llegaron mojados cansados y felices con abrazos besos y mucho vino y champagne .

Si bien la idea original era regresar el Lunes 19 ( dia en que se cumplian exactamente dos años de nuestra partida ), de ninguna manera ibamos a dejar que la » barrabrava» volviese sola a Nuñez por lo que el domingo 18 al mediodia , izamos mayor , desenrrollamos el foque, y la tripulacion completa del Tangaroa dos ,con «Cayard» Zaccari al timon , Martha en las escotas y un nortecito que nos acompaño hasta poco antes de llegar , cubrimos en cinco horas las treinta millas de la ultima etapa.
Al entrar en la bahia , Maria del Carmen , Maria del Mar , y yo nos abrazamos con la serena alegria de haber cumplido con un sueño…
A los 50 años , los goles ya no se festejan colgandose del alambrado, ademas , sabemos que esta alegria por haber cumplido con nuestro proyecto ( llegamos donde pretendiamos llegar , conocimos y vivimos lo que queriamos conocer y vivir , lo hicimos en el tiempo en que planeabamos hacerlo, y volvimos cuando deseabamos volver…) , es personal e intima .
Quince años despues del cruce del Atlantico , otro Tangaroa vuelve a darme una de las satisfacciones mas grandes de mi vida .
Tomamos una amarra en la marina C y nos fuimos a descansar , nos esperaban dias de reencuentros y emociones ….
Chau

Bueno Che !!!!! ahora si… se acabo…no los voy a torturar mas con estos mails kilometricos , ni la voy a torturar mas a Maria del Carmen para que me los tipee. Es mas , no voy ahora a cuidar la sintaxis , ni a buscar la forma de reemplazar las puteadas…
Muchisimisimas gracias por acompañarnos y por obligarme a pensar y escribir sobre las cosas que estabamos viviendo, por felicitarnos cuando todo salia bien , y por alentarnos cuando la pasabamos como el culo…
Estamos orgullosos porque somos personas comunes como ustedes ( una docente , un medico y una niña de 6 años) que cumplimos con un sueño largamente anhelado.
Nuestro barco carece de la estirpe y el abolengo de muchos Holland , Campos , Frers , Volker , Beneteaus que fueron sus vecinos de amarra en muchos puertos . Contamos con la minima tecnologia de un barco de fin de semana ( piloto automatico , gps portatil , ecosonda y corredera ) sin radar , plotter, ni cartografia digital.
Navegamos sin sponsors y cada peso gastado durante el viaje lo ganamos con el esfuerzo de nuestro trabajo en los años previos a la zarpada.
 
Tratamos desde el principio de no caer en esa costumbre tan difundida en la politica ( en la nautica tambien ) , de contar lo que se va a hacer como si ya se hubiese hecho . Por eso evitamos fiestas de despedida que nos iban a obligar primero a fijar metas en publico , y luego a tener que cumplirlas para no sentir un gustito a fracaso , nada mas lejos del caracter romantico y de entrecasa que el viaje tenia para nosotros .
Bueh…les aseguro que voy a extrañar este ejercicio de comunicacion y que estamos dispuestos a aceptar invitaciones a asados de bienvenida para contarles esas anecdotas que no pude escribir para mantenerme dentro de limites «politicamente correctos».

En este momento el Tangaroa dos descansa en su añorada amarra del Centro de Graduados del Liceo Naval , esperando algunos mimos en forma de pintura , y tal vez en un futuro no muy lejano un cambio de motor . Maria del Carmen y yo estamos intentando armar una estructura laboral que nos permita reinsertarnos social y economicamente .Maria del Mar espera con entusiasmo el comienzo del año escolar. Las gatas Pipa y Nene disfrutan de su graduacion como mascotas marineras…estamos contentos…

Jorge Correa
Maria del Carmen Baltar
Maria del Mar Correa
Pipa y Nene
El Tangaroa dos

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba
error: